domingo, 14 de abril de 2013

RETOÑO DE UN TRONCO SECO.



Sentado en la escalinata del tiempo
mirando reir la esperanza
entre empujones y juegos
soñaba
recordé el momento
en que abracè por primera vez
tu cuerpo,
tan tierno, tan fresco.
Acababas de llegar
y creí
ilusion vana
que teníamos todo el tiempo
en nuestras manos
y para siempre
palabra eterna de mentiras
y desconsuelo.
Asi fuè como te sentì
me impregnè de ti
sentì tu calor tibio
tu aroma a leche materna
y tan solo fui capaz de decir;
Hijo mio, te quiero
mientras mis labios besaban tu aliento.
Ahora estàs ahí
pero ya no te siento
nos dejaste poco a poco
lentamente, ley de vida
oportunidad cumplida y miedo





Siempre un tenebroso miedo
a vivir la vida,
a cumplir nuestro destino incierto
al dolor y la mentira
al fracaso y al rio de la vida 
ya lo sé
eres como el  retoño de un tronco seco
brote verde y tierno.
 
Publicar un comentario