domingo, 20 de enero de 2013

ALICIA


Alicia se ha esfumado

como el segundo eterno

de toda la vida

como el relampago

sobre el negro cielo en tormenta desatada. 
como el agua del arroyo entre los dedos

de mis manos.

 Alicia ya no vive aquí

no nos queda nada

ya no existe. ¿Existiò alguna vez acaso?

¿Fue nuestra, podemos decir

sin temor a equivocarnos?.




No nos ha dejado

ni el aliento de sus palabras

ni su sonrisa abierta

ni su mirada opaca.

Se ha llevado hasta el calor de los abrazos

sus libros, sus poemas, sus piedras encaladas

sus silencios y huidas tras la ventana cerrada.

Alicia no ha existido

no ha sido real

ni tan siquiera un instante

entre el futuro y el pasado,

tal vez un sueño

una sombra borrosa

el humo sobre los tejados

la niebla en invierno

la tierra mojada.

Alicia se ha ido

y se ha llevado con ella

al conejo blanco de sombrero de copa

y reloj encadenado al tiempo de los

noctámbulos.

Tengo muchiprisima prisa.....muchiprisima prisa...

Alicia ¿Qué nos ha pasado?.......



Publicar un comentario